Un contacto diario con la Biblia
cambiará tu vida

Nuestros Programas
Estudio bíblico

Estudio bíblico

La Pregunta del Día

La Pregunta del Día

Café con Dios

Café con Dios

Siempre Amigas

Siempre Amigas

Una Pausa en tu Vida

Una Pausa en tu Vida

Conozca la respuesta a

la pregunta del día

¿Por qué Jonás dice que Dios se arrepintió de traer el castigo que había pensado?

La Biblia dice en Números 23:19 que Dios no es hombre para que mienta ni hijo de hombre para que se arrepienta. Jonás fue enviado por Dios a Nínive a predicar un mensaje de arrepentimiento. Dios jamás envía juicio al pecador sin antes advertir y dar una oportunidad al arrepentimiento. Jonás desobedeció a Dios y en lugar de ir a Nínive, se hizo a la mar para ir a Tarsis, lejos de la presencia de Jehová. Pero Jehová hizo levantar un gran viento en el mar y hubo en el mar una tempestad tan grande que amenazaba hundir la nave. La tripulación del barco comprendió que era Dios quien estaba detrás de todo esto para reprender a Jonás. La solución propuesta por el mismo Jonás, fue que lo echen al mar para que el mar se aquiete y los marineros se salven. Pero Dios tenía preparado un gran pez que tragase a Jonás y estuvo Jonás en el vientre del pez tres días y tres noches. Estando en el vientre del gran pez, Jonás se arrepintió de su desobediencia y Dios quien es rico en misericordia mandó al pez que vomite a Jonás en tierra. Dios por tanto dio a […]

Entonces dije: ¿Un hombre como yo ha de huir? ¿Y quién, que fuera como yo, entraría al templo para salvarse la vida? No entraré.
Y entendí que Dios no lo había enviado, sino que hablaba aquella profecía contra mí porque Tobías y Sanbalat lo habían sobornado.
Nehemías 6:11-12

Devocional

Café con Dios

Para ponerte en contexto, vino un profeta y le dijo a Nehemías que huyera y se esconda en el templo, porque le querían matar. Entonces en medio de la abrumante situación Nehemías deja de ver las circunstancias y mira quién era él en las manos de Dios.

Ahora te pregunto yo: ante tus problemas, con Dios de tu lado, con su Espíritu en ti ¿vas a huir?

Si ponemos nuestra mirada en lo que somos para Dios, a lo que nos ha llamado; si vemos su obrar en nosotros y sus dones en nosotros, definitivamente no saldríamos corriendo ni a escondernos en ninguna parte.

Esta cercanía a su Espíritu le hizo entender que Dios no había enviado a ese profeta, pues sus palabras lo alejaban del propósito de Dios.

Cuidado con aquellas personas que te dicen cosas incitados por conveniencias propias o de otros, sólo por desviarte de lo que tiene Dios para ti, aun cuando digan que hablan en su nombre.

¿Eres de los que huyen?
¿Sales corriendo ante el primer problema o buscas a Dios?
¿Crees a cualquiera que te dice que viene en nombre de Dios?

Contáctenos

Correo electrónico: contacto@labibliadice.org

Teléfono: +593 2-247-5563

Dirección: Av. Galo Plaza Lasso N63-183 y Cedros, Quito, Ecuador

Casilla de correo: 1708-8208