+593 2-247-5563 contacto@labibliadice.org
Arriba

Jardinería para el alma

Mi primera profesión ha sido la de maestra. Recuerdo que mi mayor preocupación en aquellos momentos del ejercicio de la docencia era ¿cómo hacer para que los niños entendieran una enseñanza nueva? Buscaba imágenes, hacía carteles y planificaba todos los recursos necesarios para que pudiesen aprender más allá de lo que seguramente ya sabían. Pero con el tiempo aprendí que la mejor manera de que eso sucediera era partiendo de experiencias concretas y cotidianas para ellos. En los tiempos de Jesús, sus discípulos tenían con Él una relación de aprendizaje motivadora. Le llamaban Maestro, porque sus enseñanzas superaban a cualquier instrucción que hubieran podido recibir. Él era el Maestro de los Maestros y sus palabras eran la Verdad. La única Verdad. Su manera de...

Mi primera profesión ha sido ...

Leer Más

Al que le cabe el guante que se lo chante

Cuenta una simpática historia ficticia, que el inventor del guante de cuero le dijo a su promisorio invento: “Mira mi guante, voy a decirte siete cosas. Solamente siete cosas que nunca debes olvidar: 1. Nunca pienses que la labor realizada y su éxito depende de ti. No, más bien depende de quién está ocupando tu interior. 2. Nunca te alejes de tu dueño. Al momento en que dejes de ser usado por querer actuar solo, tu cuero se irá resecando poco a poco. Te tornarás duro, cada vez más duro. Entonces, aunque quieras ser usado, ya no se podrá. 3. Nunca ofrezcas tus servicios a dos manos, solo entra una, no más. Es una o la otra, pero no puedes servir a dos...

Cuenta una simpática historia...

Leer Más

Entra por un oído y sale por el otro

Una historia cuenta que tres hombres salieron a cazar. Uno de ellos era médico, el otro cazador experimentado y el otro un pastor de iglesia. Alistaron sus equipos y fueron en busca de su presa. Pasó un tiempo y ningún animal se avistaba, hasta que de repente, entre los árboles, vieron a un siervo al que los tres le dispararon en ese instante. El siervo cae muerto y ellos comienzan a discutir quién había matado realmente al animal. El doctor dijo haber sido él, ya que le había pegado justo en el lugar donde por su experiencia médica sabía que ocasionaría la muerte. El cazador se atribuyó el hecho, ya que era el de mayor destreza en el arte de cazar. El pastor humildemente...

Una historia cuenta que tres h...

Leer Más

Golpes al aire

La antigua Grecia se caracterizó no solamente por sus filósofos sino por ser la cuna de las olimpiadas. Dicha cultura exaltaba la sabiduría y la belleza física. En los tiempos bíblicos, los viajes misioneros del apóstol Pablo, recorrieron ciudades de Grecia. Una de ellas fue la ciudad de Corinto. Algunos estudiosos dicen que seguramente era la sede de los juegos del istmo, así llamados por el Istmo de Corintio (un istmo es una franja estrecha de tierra que conecta dos masas de tierra más grandes) Corintio se encontraba en un istmo que conectaba el norte y el sur de Grecia. Estos juegos incluían concursos como carreras, boxeo, y lucha libre. Los corintios conocían bien estos juegos atléticos y la disciplina requerida para...

La antigua Grecia se caracteri...

Leer Más

Un ratito en el cielo

El último libro de la Biblia revela el futuro inmediato de nuestra especie humana. (De ahí su nombre: “Revelación”, o Apocalipsis en griego). Es un libro en su mayoría violento, traumático, sangriento. Ante la asombrada vista del anciano Juan, el último de los “Doce” aun con vida, se desplegaba cual película en 4 D, un resumen de los acontecimientos bélicos a escala mundial, los juicios de Dios sobre la humanidad impía, la 3° Guerra Mundial y catástrofes naturales nunca vistas hasta entonces, ni siquiera ahora, 2000 años después. No era nada fácil para este octogenario apóstol redactar lo que estaba viendo. Los primeros capítulos describen problemas en las iglesias, los siguientes capítulos revelan caos en las naciones. Cada tanto le sorprende la...

El último libro de la Biblia ...

Leer Más

¡Qué atropello a la razón!

Históricamente la palabra razón, estuvo separada de la emoción. Ser racional o inteligente se asociaba solamente con algunos pocos dotados que podían dar cuenta de su coeficiente intelectual, su pensamiento lógico y analítico. Mientras tanto, la vida emocional quedaba detrás del telón sin considerarse como una inteligencia más. El manejo de la ira, la capacidad de sobreponerse a las crisis, el humor, la tristeza y toda la gama de emociones parecían intoxicar la idea de ser inteligentes. En la actualidad, el cambio de paradigma nos favorece y se ajusta con lo que la Biblia ya había dicho desde años. La vida emocional es inseparable de la razón, porque nos constituye y determina en las personas que somos, entre otros factores que también intervienen. Es...

Históricamente la palabra raz...

Leer Más

Atrapados

Las redes sociales son hoy las protagonistas en el escenario donde se desarrollan nuestros niños, adolescentes y jóvenes. Ninguna palabra mejor que esta: “Redes”. Te atrapan y te enredan si se lo permites. Como en todo hábito, el problema no está en el uso sino en el abuso. Está científicamente comprobado que la exposición constante a redes sociales produce en nuestro organismo una descarga de dopamina que es la hormona que nos proporciona placer y calma el estrés. La dopamina es fuertemente adictiva. Cuando nuestros jóvenes se encuentran desconectados de las redes por cualquier causa (fuera de señal, sin batería, sin saldo, Etc.) caen en un estado de abstinencia que les altera, igual que un adicto sin su droga o un alcohólico sin...

Las redes sociales son hoy las...

Leer Más

Siempre hay un “Pero”

En la escritura, las palabras cumplen funciones apropiadas para la coherencia y la cohesión discursiva. Sin dichas funciones, la escritura sería desordenada y carecería de sentido. Entre muchas de ellas, la palabra “pero” resulta ser un conector interesante. Entre otras cosas, lo que indica es que contrapone una proposición con otra. O sea que su función principal es la de iniciar una segunda cláusula estableciendo una cierta contrariedad entre las dos proposiciones que coordina. ¿Te confundió esta definición Tan técnica?...

En la escritura, las palabras ...

Leer Más

El mismo precio, el mismo pago

La dimensión verdadera de las trágicas consecuencias del pecado de todo hombre queda en evidencia al comprender la verdadera dimensión de la gracia de Dios que fue necesaria para cubrir tal pecado. En un aspecto el pago o costo por redimirnos fue exactamente igual para todos, tanto para el “buenito” como para el peor de los hombres. El pago fue el mismo porque el precio o la consecuencia de pecar fue la misma: LA MUERTE. Puedes leerlo en Romanos 5:12. Algunos se auto convencen de que no necesitan tanto de Dios como fulano o mengano. Porque fulano es criminal o mal padre y porque mengano es ladrón o asesino. “Pero yo no. Soy una ¿buena persona?...

La dimensión verdadera de las...

Leer Más

Estemos de acuerdo en esto

La palabra acuerdo viene del latín acordaré, compuesto a la vez por otras dos: ad y cord. La primera significa asimilación, acento, aclamar y la segunda: corazón. Si unimos todos los significados sería algo así como: Unir los corazones. Poner el acento en lo que dos corazones ligan. Atar como con una cuerda dos sentimientos o pensamientos. Cada vez que hacemos algún acuerdo o decidimos estar de acuerdo con alguien, atamos, unimos, ligamos algo nuestro con lo del otro. ¿Interesante verdad? Todos los días, casi sin darnos cuenta, avanzamos (o retrocedemos) según las cosas y personas con las que vamos acordando. Algunas de ellas son imperceptibles y casi impensables, pero condicionan nuestra experiencia. A lo largo de tu vida, has pactado según tus...

La palabra acuerdo viene del l...

Leer Más