En Mateo 13:53-55 encontramos los nombres de los hijos de José y María. Uno de ellos se llama Judas. ¿Es este el mismo Judas que entregó a Jesús para ser crucificado? 

Comencemos por leer el pasaje bíblico que es materia de la consulta. Se encuentra en Mateo 13:53-55 donde dice: “Aconteció que cuando terminó Jesús estas parábolas, se fue de allí. Y venido a su tierra, les enseñaba en la sinagoga de ellos de tal manera que se maravillaban, y decían: ¿De dónde tiene éste esta sabiduría y estos milagros? ¿No es éste el hijo del carpintero? ¿No se llama su madre, y sus hermanos, Jacobo, José, Simón y Judas?”

Muy bien. El personaje de quien se habla en este pasaje bíblico y que lleva el nombre de Judas, era medio hermano de Jesús, digo medio hermano, porque técnicamente hablando era solo hermano de madre de Jesús. Recuerde que Jesús no fue engendrado por José el esposo de María sino por el Espíritu Santo.

Este Judas no es el mismo que traicionó a Jesús. El Judas que traicionó a Jesús tenía el apodo de Iscariote. Este Judas Iscariote fue hijo de Simón, no de José. Judas era un nombre muy popular en el primer siglo.

De Judas el medio hermano de Jesús sabemos que gran parte de su vida era un incrédulo, porque hablando de él, Juan 7:5 dice: “porque ni aún sus hermanos creían en él.”

Pero algo le hizo cambiar y creer en Jesús. Muchos dicen que fue el ver a Jesús resucitado de entre los muertos. Es así como según Hechos 1:14 lo vemos perseverando unánime en oración y ruego con las mujeres y con María la madre de Jesús. La conversión de Judas, el medio hermano de Jesús, fue tan radical que inclusive escribió uno de los libros del Nuevo Testamento, la Epístola Universal de San Judas.

También había otro personaje con el nombre de Judas, quien era uno de los apóstoles. A este Judas se le conocía también como Lebeo o Tadeo. Aparte de ser uno de los apóstoles, no sabemos más en cuanto a este Judas.

Según Hechos 5:37 había otro personaje llamado Judas, quien era Galileo y junto con su pueblo organizó una revolución, pero resultó muerto en batalla.

Hechos 9:11 nos presenta a otro Judas. Este vivía en Damasco y hospedó a Saulo de Tarso después que quedó ciego como resultado de su encuentro con el Cristo resucitado.

Por último, el Nuevo Testamento nos habla de otro Judas, en Hechos 15:22 quien tenía por sobrenombre Barsabás y junto con Silas fue enviado por la iglesia de Jerusalén a Antioquía para comunicar la resolución del concilio de Jerusalén.

De manera que, mi querido amigo oyente, Jesús no fue traicionado por su medio hermano Judas, sino por alguien que estaba mucho más cerca de él, por uno que era más íntimo que un hermano. Por uno a quien Jesús llamó amigo. Su nombre fue Judas Iscariote.