No sé qué cosas te irritan pero un punto crítico para mí es que: tenga hambre sumado a ruidos estridentes y presión como el tráfico, y soy una bomba de tiempo, me convierto en un Angry Birds, el que explota. Pero cuando somos expuestos a momentos que pueden hacer subir nuestro furor somos proclives a estallar en ira y cólera.

La Biblia es clara al decir: “porque la ira del hombre no obra la justicia de Dios”. El enojo puede hacerte perder el control y hacer cosas de las cuales te vas a arrepentir después, por lo tanto cuando actuamos con ira no obramos con la justicia de Dios. No provoques a un iracundo, no te dejes llevar por la ira, deja que el Espíritu Santo controle tu vida, te de paz, dominio propio y amor hacia los demás. Disfruta de un café en presencia de Dios llénate de su paz y justicia.

¿Qué provoca enojo en tu vida?

¿Eres de reacciones violentas?

Busca ayuda para controlar tu enojo.

Si te gustó comparte con tus amigos
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email