+593 2-247-5563 contacto@labibliadice.org
Arriba

Cuando cae un gran árbol

“Las moscas muertas hacen dar mal olor al perfume del perfumista; así una pequeña locura, al que es estimado como sabio y honorable.” Este sabio refrán en tono de advertencia fue escrito por Salomón en el libro de Eclesiastés capítulo 10. Tal vez, de la experiencia recogida a lo largo de su vida, este rey aprendió en carne propia que en un solo momento de locura se puede echar por tierra toda una vida que exhalaba la fragancia de la sabiduría.  Fíjate que el perfume del perfumista no sufrió un “proceso” de pudrirse o dañarse de a poco. Se destaca que fue una mosca, un simple insecto, el que entró súbitamente al frasco y dañó todo su contenido. Creo que este...

“Las moscas muertas hacen da...

Leer Más

Cruces en el suelo

Hoy vivimos un cristianismo cómodo, fácil, ligth, sin compromiso. Mucho conocimiento pero poca convicción, y la información si no produce convicción producirá deformación. El tema es que se ha llegado a concebir un  cristianismo sin cruz, así de dramático. El Autor y Consumador de la fe, Jesús, fue tajante al decir “Todo aquel que quiera ser mi discípulo debe andar por el mundo cargando la cruz en sus espaldas.” Alguien dijo acertadamente que cuando me canso de la incomodidad de la cruz y la dejo en el suelo, acabaré tropezando con ella. Dejó ser de mi motivo de vida y pasó a ser  motivo de mi tropiezo. La palabra que usó Jesús para referirse a este proceso es: “Skándalon”. Una...

Hoy vivimos un cristianismo c...

Leer Más

Cortando lazos

Parece que Abraham tenía cierto inconveniente con abandonar  algunas cosas que Dios le había indicado, en especial en lo que se refiere a sus lazos familiares. Leemos acerca de sus inicios en la biografía detallada que nos presenta el Génesis de la Biblia y lo vemos saliendo de su tierra, Ur de los caldeos, como Jehová se lo había indicado, pero acompañado de su sobrino Lot. La orden divina había sido tácita: “Sal de tu tierra y sepárate de tu familia”, pero algo dentro de su naturaleza humana le incitó a una obediencia parcial al mandato de Dios que no es ni más ni menos que una total desobediencia. Es interesante notar que mientras el patriarca caminó junto a Lot...

Parece que Abraham tenía cier...

Leer Más

Correr envuelto en una sábana

El pecado en su esencia está basado en sutiles distorsiones de la verdad de la Palabra de Dios,  no en groseras manifestaciones que abiertamente contradicen esa verdad, por eso nos envuelve tan fácilmente como dijera el autor de la epístola a los Hebreos en su capítulo 12 verso 1. Es notable observar con cuánta sutileza el tentador dialogó con Eva en aquel jardín del Edén. “Nos envuelve”, es como correr envuelto en una sábana ¡Imposible! Cuando permitimos que el pecado nos envuelva con su sutileza este entorpece cada una de las áreas de nuestra vida. Nuestras emociones se vuelven amargas o tristes, nuestros pensamientos se llenan de condenación y cierto espíritu de crítica nos atrapa paulatinamente, nuestra perspectiva de la...

El pecado en su esencia está ...

Leer Más

Corre despacio

La maratón olímpica de 42 kilómetros es una de las pocas disciplinas donde no ser muy joven es en sí una ventaja. El atleta experimentado que ya lleva varios años compitiendo es el que ha aprendido a regular sus fuerzas y conservarlas para los tramos finales que son los más difíciles. De hecho el promedio de edad de estos deportistas oscila entre los 27 y 35 años. No son los jóvenes de 18 a 20 que deslumbran al mundo entero con su velocidad. No, aquí no se trata de sobrepasar sino de resistir hasta el final. Se requiere paciencia, paciencia que aportan los años en este tipo de disciplina. Estamos hablando de uno de los patrimonios de carácter más caros...

La maratón olímpica de 42 ki...

Leer Más

Controlados o controlando

La palabra felicidad evoca imágenes de regalos abiertos en Navidad, de estrechar la mano a quien ama, de recibir sorpresas en el cumpleaños, de responder con una risa incontrolable a un comediante o de disfrutar las vacaciones en un lugar exótico. Todo el mundo quiere ser feliz. Perseguimos este ideal fugaz toda nuestra vida: gastando dinero, coleccionando cosas y buscando nuevas experiencias. Pero si la felicidad depende de nuestras circunstancias, ¿qué sucede cuando los juguetes se envejecen, los seres queridos mueren, la salud se deteriora, nos roban el dinero y la fiesta se termina? Con frecuencia la felicidad se esfuma y la desesperación se hace presente. En contraste con la felicidad se levanta el gozo. El gozo es quietud, es...

La palabra felicidad evoca im...

Leer Más

Confiando en los demás

Todos necesitamos aliento al momento de iniciar proyectos de vida. Todos hemos experimentado, antes de encarar desafíos nuevos, la fusión de dos voces internas. Una nos empuja a la acción. Fue esa idea original, esa emoción inicial, ese proyecto de vida que nos hizo saltar de agitación cuando lo concebimos y decidimos llevarlo a la práctica. Es bueno. Alguien dijo que nunca nada grande fue concebido sin entusiasmo. Sientes que puedes lograrlo, tienes los recursos aunque sean mínimos para comenzar y estás listo para saltar de la banca y entrar en la competencia. Pero a la misma vez todos sentimos también la otra voz. La de los “peros.” Miedo a fracasar, ejemplos de antecesores que también lo intentaron sólo para...

Todos necesitamos aliento al m...

Leer Más

Concéntrate en el Maestro

Necesitaba realizar un trabajo en madera para una decoración de la boda de mi hija Ailén. Cuando entramos al taller del maestro junto a mi padre ambos cruzamos una mirada de duda acerca de si estábamos en el lugar correcto. El espacio era muy estrecho, la construcción muy humilde y sólo contaba con la herramientas básicas que, si bien las tenía muy ordenadas y limpias, apenas si llenaban su mesa de trabajo. Pero era lo único que encontramos disponible y acordamos el trato. Apenas empezó  a trabajar frente a nuestros ojos se dejó ver que conocía a la perfección su oficio. Usaba esas pocas herramientas con tal precisión que en pocos minutos disipó toda duda.  Realmente hizo un excelente trabajo....

Necesitaba realizar un trabajo...

Leer Más

Como agua estancada

Una nota interesante respecto a la geografía de la nación de Israel, es lo que sucede con el río Jordán. Este emblemático río que cruza las páginas del relato bíblico casi en su totalidad nace en la región norte del país, Galilea y abastece el mar del mismo nombre llenándolo de aguas dulces y ricas en minerales y peces que abundan en la región. Luego de fertilizar sus costas con una rica resaca sigue su curso hacia abajo, atraviese más de la mitad del país y entra en otra cuenca acuífera que lleva por nombre Mar Muerto o Mar salado. En esta ocasión, a diferencia de la anterior, el agua del río entra pero no sale. No tiene ningún cauce...

Una nota interesante respecto ...

Leer Más

“Clichés” intrascendentes

“Hola. ¿Cómo está?» «Bien». Esto no es exactamente lo que llamaríamos una conversación profunda. Este breve intercambio de palabras es común entre amigos y conocidos que se cruzan y saludan con uno o dos clichés. Estos ya son parte de la vida, y con ellos saturamos oraciones y párrafos. Pero cuando este es en esencia la clase de comunicación entre dos personas, sus relaciones se quedan en un nivel bien superficial. A veces la verbosidad también está llena de datos y opiniones. Puedes ser capaz de utilizar palabras profundas, pero aún te escondes detrás de tus propias y elocuentes palabras. Solo cuando se exteriorizan sentimientos y emociones sinceros uno puede conocer, amar y ayudar a la persona. A menudo, los...

“Hola. ¿Cómo está?» «Bi...

Leer Más