+593 2-247-5563 contacto@labibliadice.org
Arriba

El que quiera servirme que me siga

Se corre un sutil riesgo de convencerme de que sigo al Señor cuando en realidad mi meta es servirle pero llevándole a Él a donde yo quiero. Sirviéndole a Él pero a mi manera, poniendo a su servicio mis dones pero donde yo escoja. “Así no”, dijo Jesús. “Si alguien desea servirme de corazón debe estar dispuesto a RENUNCIAR a sus deseos y derechos y seguirme a la voluntad de Dios que Él en su soberanía decida”. La verdadera realización en la vida no consiste en que yo cumpla las metas que me puse para Dios sino en cumplir las metas que Él se puso para mí, que es muy diferente. San Juan 12:26-36 grafica esta lección con claridad meridiana. En el...

Se corre un sutil riesgo de co...

Leer Más

Herramientas en sus manos

¡Cuándo comprenderemos que Dios está mucho más interesado en lo que pase dentro de mí que alrededor de mí! Nuestras circunstancias, las cosas que vivimos a diario, nuestras agendas, no son el producto final. Ni siquiera aquellos desafíos que Dios me proponga o los lugares donde Él me lleve son un fin en sí. Son más bien herramientas en Su mano, el fin soy yo. Si aprendiera a ver las circunstancias de mi vida como instrumentos enviados de parte de Dios estaría mejor capacitado para enfrentar las pruebas. Así lograría concentrarme en Dios antes que en mis problemas. Esa persona detestable, por ejemplo, que me agota la paciencia, sería más aceptable si la vería como enviada de Dios para moldearme, probarme...

¡Cuándo comprenderemos que D...

Leer Más

Volver en sí

La parábola del hijo pródigo relatada por el mismo Jesús en el capítulo 15 del evangelio de Lucas es una fuente inagotable de lecciones de vida. Seguramente conozcas la historia. Un padre amoroso, un hijo menor rebelde que se aleja del hogar sólo para volver arrepentido meses más tarde, y un hijo mayor que, al ver que el padre perdona y recibe con una fiesta a su hermano, deja ver su corazón envidioso e interesado. El versículo 17 descubre el punto más bajo de este rebelde muchacho al decir: “Por fin recapacitó y se dijo: “¡Cuántos jornaleros de mi padre tienen comida de sobra, y yo aquí me muero de hambre! Tengo que volver a mi padre.” ¡Y volvió! Pero lo triste...

La parábola del hijo pródigo...

Leer Más

Sácale provecho a las tormentas

Pretender que la vida se asemeje a un soleado día de campo es la ironía más grande. Vendrán tormentas y huracanes más de una vez. Es triste ver como hoy en día muchos pseudos “predicadores del Reino” ofrecen a sus incautos oyentes prosperidad y buen pasar, abundancia, sanidad y ausencia de todo tipo de sufrimiento, a cambio de una suculenta ofrenda. No es eso lo que la Biblia declara. Todo lo contrario. El sufrimiento y la adversidad, las pruebas y las tormentas en la vida son parte esencial en la escuela formativa de Dios para tu ser. Pretender desarrollar tu carácter sin estar bajo presión es una utopía. Sería como sacar al mercado un árbol criado en invernadero, que nunca necesitó...

Pretender que la vida se aseme...

Leer Más

Contabilidad peligrosa

Muchos creyentes son muy buenos en contabilidad. Llevan un registro exhaustivo de cada deuda, de cada ofensa recibida, mantienen al día un historial emocional de todas sus heridas. Inconscientemente suman esos malos momentos sólo para obtener como resultado de dicha tabulación ira, rencor y amargura. Cuando un hijo de Dios decide voluntariamente no perdonar está olvidando y pisoteando la obra de Dios en la cruz, su amor demostrado y su disposición a perdonar y olvidar las ofensas que tú y yo le hicimos a Él, que dicho sea de paso, siempre será mucho mayor de lo que alguien pueda hacernos a nosotros. Puedo comprender que te sea difícil perdonar si no te sabes perdonado por Dios. Si ese es tu caso urgentemente...

Muchos creyentes son muy bueno...

Leer Más

Armas ocultas

En estas últimas décadas nuestra sociedad se ha confrontado con la amenaza del terrorismo, las armas químicas y biológicas, y los depósitos de material nuclear. Las grandes potencias de occidente se sienten amenazadas por la posibilidad de que naciones extremistas enemigas posean ojivas nucleares y armas de destrucción masiva escondidas bajo la superficie o en grandes hangares camuflados. Ante esta amenaza potencial se han justificado genocidios a escala, invasiones a la soberanía de estos países y la violación de los mismos derechos humanos que estas mismas potencias implementaron. Sin embargo nuestra sociedad, así como todas las anteriores, ha sido víctima de la mayor arma de destrucción masiva jamás inventada y nadie jamás ha hecho nada. Esta arma es pequeña en dimensiones...

En estas últimas décadas nue...

Leer Más

Más que un rey

En verdad aquel que aprende a gobernarse a sí mismo es más grande que un rey. Aprende a gobernar sus pasiones y puede llegar a gobernar en lugares y ante situaciones que ni siquiera los reyes más poderosos jamás podrán llegar a gobernar. Un viejo adagio militar reza: “Sólo venciéndote vencerás”. Es que la disciplina del auto control es una de las más difíciles de cultivar en la vida. Los grandes hombres y mujeres que llegaron a impactar a su generación fueron personas que supieron tener sus fuerzas, su potencial y su corazón bajo control. Para ello se necesita una de las mayores demostraciones de poder y la encuentras en Dios porque es extraña a la naturaleza humana. Pablo de Tarso,...

En verdad aquel que aprende a ...

Leer Más

Juicios secretos

¿Qué es un juicio secreto? Podemos definirlo como la apreciación individual, personal y oculta, que un individuo tiene de otra persona o cosa. Tal vez no nos damos cuenta pero todo individuo, casi imperceptiblemente, emite juicios premeditados al pensar en algo o en alguien. A eso le llamamos: prejuicios. Los hay personales, culturales y raciales. Por ejemplo, Adolf Hitler, sostuvo su propia idea de la “pureza de la raza” y consideró a la descendencia judía como una escoria étnica. Se aferró a ese “juicio personal” e ideó el macabro plan de la “solución final” que desembocó en el holocausto Nazi. Hay quienes juzgan mal a cierta etnia por culpa de alguno de sus exponentes, y dicen: “Los colombianos son todos narcotraficantes,...

¿Qué es un juicio secreto? P...

Leer Más

Cuidado lo que miras

Asaf, el autor del salmo 73, casi se resbala, casi cae. Obvio, miró donde no debía. No se concentró en el sendero. Su salmo comienza con una aparente dicotomía. En el verso 1 declara con vehemencia que Dios es bueno, pero a continuación manifiesta con la misma certitud que él mismo es débil: “En cuanto a mí, casi resbalaron mis pasos”. ¿Por qué? Distracción, agotamiento, hastío… Lo resuma$en la palabra: “Envidia.” (v. 3) Es que si empiezas a mirar las injusticias de la vida, (v.5), las soberbias de los que se creen algo siendo nada, (v. 6), la burla y el desprecio hacia Dios, (v.8 y 9), el enriquecimiento ilícito, (v.12). Así te metes en un torbellino de ideas y tu...

Asaf, el autor del salmo 73, c...

Leer Más

Para ganar

“¡Sé un ganador en la vida!” Seguramente esta frase motivadora la habrás escuchado, leído, o pensado más de una vez. Es el eslogan de esta generación triunfalista. Nos aterra muchas veces la idea de quedarse a un costado de la carrera viendo cómo otros pasan y se llevan los aplausos. Para alcanzar dicha meta se propone una actitud positiva, se ofrecen alternativas instantáneas y atajos fáciles para la “escalada social”. Préstamos, tarjetas de crédito, cursos académicos acelerados, becas en el exterior, etc, etc. Todo esto manteniendo una postura competitiva, donde, de ser necesario, es lícito avasallar al de al lado. La meta es que tú progreses a cualquier costo. Así respiramos un clima cada vez más asfixiante, porque flota en el...

“¡Sé un ganador en la vida...

Leer Más