+593 2 2475563 /   contacto@labibliadice.org
Abr 15

Jueces 6:13

Algunas plegarias y oraciones son más bien quejas y acusaciones que hacemos contra Dios y no un pedido de fortaleza. Dudamos que su intención es nuestro bien y realmente manifestamos nuestra incredulidad al pensar que es incapaz de hacer esos milagros que otros tanto hablan. Racionalizamos nuestra situación actual con las historias y llegamos a la conclusión de que son exageraciones o cuentos para niños, o pensamos que Dios no nos ama y por eso nos tiene en este predicamento como una forma de castigo y decimos: “si realmente Dios estuviera conmigo, no estaría viviendo esto.”

Esta actitud es muy peligrosa pues no te quejas de tus problemas sino que acusas a Dios de que es su falta de amor la que te tiene bajo esta presión. Ante esto sólo tienes dos opciones: sigues en tu necia actitud o reconoces que estás juzgando a Dios y en vez de quejarte comienzas a darle gracias por las cosas que sí pasaron o por las que Él no permitió que te ocurran. Encuéntrate con Dios y dile las cosas que te afligen, tómate un café con Dios.

¿Te quejas de Dios? ¿Piensas que está en tu contra?

Nelson Cabrera

Nací en Posadas, Misiones, Argentina en 1977. Estudié diferentes cosas entre esas arte y teología. Vivo en Ecuador desde 1999 sirviendo a Dios, trabajando con niños y jóvenes. He pasado por muchas circunstancias buenas y malas, que me permitieron conocer a Dios de un modo personal e íntimo. Puedo compartir de aquello que Dios ha puesto en su Palabra y en mi corazón, pero por sobre todo lo que me ha dejado ver de su gloria. No es tan simple entender lo que pasa en la vida, ni tan simple explicarlo, pero quiero que juntos podamos ponerlo de un modo sencillo. Disfruta esto tanto como yo lo hice.